Ocho lenguas originarias de Bolivia, en serio peligro de desaparecer

imageHoy se celebra el Día Internacional de la Lengua Materna. En el país, ocho de las 36 lenguas (araona, mosetén, movima, sirionó, yaminahua, yuqui, tapiete y machineri) están en riesgo.

La Razón / La Paz

De las 36 lenguas reconocidas en Bolivia, 8 se encuentran en el nivel serio peligro de desaparecer y 9 en peligro, según la última evaluación realizada por el Ministerio de Educación. Quechua, aymara y guaraní son las lenguas más habladas en el país.

La Organización de las Naciones Unidas para la Ciencia, Educación y la Cultura (Unesco) estableció un parámetro para evaluar la situación de las lenguas. “En serio peligro de desaparecer” es el extremo del riesgo. En el país, ocho de las 36 lenguas están en ese nivel: araona, mosetén, movima, sirionó, yaminahua, yuqui, tapiete y machineri.

En tanto, el cavineño, chacobo, bésiro, esse ejja, guarayo, mojeño, tacana, yuracaré y ayoreo están en el nivel de “peligro”, según la última evaluación que realizó el Ministerio de Educación.

“Una lengua está en serio peligro de desaparecer cuando sólo es hablada por los abuelos de una familia y no así por papás, hijos y nietos. En peligro es cuando abuelos y papás aún hablan la lengua, pero no hijos, ni nietos”, explicó a La Razón Wálter Gutiérrez, jefe de la Unidad de Políticas de Educación Intra-Intercultural de Plurilingüismo del Ministerio de Educación.

El baure, cayubaba, itonama, leco, maropa, moré, pacahuara y el jorá se encuentran en situación crítica; y el tsimán y el weenhayek tienen el nivel de vulnerable. El guarasugwe, toromona, chimán, uruchipaya, mojeño trinitario y mojeño ignaciano aún no tienen la evaluación concluida.

De todas las lenguas, el quechua es la más utilizada en la actualidad con 2 millones de hablantes, seguida del aymara con cerca de 2 millones y el guaraní con más de 100 mil hablantes.

“El quechua, aymara y el guaraní están en vías de normalización, porque además están entrando a las Tecnologías de Informática y Comunicación (TIC), ya vamos a tener diccionarios electrónicos en estos idiomas y muy pronto serán utilizados en word”, indicó.

Alfabeto. Además, Gutiérrez, informó que de las 36 lenguas (incluida el castellano), 23 tienen su alfabeto publicado, aspecto que confirma su vigencia; en el resto aún se trabaja en su preservación.

Ante esta situación, el Ministerio de Educación asignó 108 ítems para el funcionamiento del Instituto Plurinacional de Estudio de las Lenguas y Culturas (IPELC), creado en octubre de 2012 para recuperar, desarrollar y regular las lenguas originarias del país.

“Es responsabilidad del Estado desarrollar y preservar las lenguas, por eso se creó el Instituto Plurinacional de Estudio de las Lenguas y Culturas (IPELC); si España tiene a la RAE (Real Academia Española), nosotros debemos tener una instancia similar para nuestras lenguas”, expresó.

En el nuevo sistema educativo se incluyó la enseñanza de la lengua nativa desde primero de Primaria, con el propósito de formar a las futuras generaciones con el manejo de dos lenguas nacionales: el castellano y uno originario, explicó Gutiérrez.

La Unesco declaró el 21 de febrero como Día Internacional de la Lengua Materna, y el Ministerio de Educación realizará hoy un acto de conmemoración para concientizar a la población.

También te podría gustar...